Conmemoración de la Fundación de Roma

fundacion de roma

fundacion de romaEl momento elegido por el azar vale siempre más que el momento elegido por nosotros mismos”.

Semilla del día”… Generadora de Masa Crítica

Sobre el monte Capitolino, a mediodía, el 21 de abril de cada año, una campana especial llamada la patarina suena del Campidoglio para conmemorar la fundación de Roma. En esa ocasión, el famoso cañón de Gianicolo permanece silencioso, el único día del año en que no suena.

Durante la República Romana, varias fechas fueron dadas para la fundación de la ciudad, todas en el intervalo entre 758 a. C. y 728 a. C. Finalmente, bajo el Imperio Romano la fecha sugerida por Atticus y Varro, (753 a. C.) fue acordada, pero en fasti capitolini el año dado fue 752.

Mientras que los años variaban, todas las versiones estaban de acuerdo en que la ciudad fue fundada el 21 de abril, un día santo dedicado al sagrado culto de Pales, diosa de los pastores; en su honor, Roma celebraba el parritta (o palilia). Ver también Ab urbe condita.

La fundación de Roma es referida por varias leyendas, las cuales en tiempos recientes han empezado a ser suplidas por reconstrucciones más científicas. La Eneida de Virgilio, es una importante fuente de información sobre las versiones «oficiales» de algunos sucesos históricos de aquel tiempo.

La leyenda del origen de Roma hubiera sido más pobre si los dioses no hubieran tomado parte. Marte (el cual será uno de los dioses más importantes para Roma) tuvo dos hijos con Rea Silvia. (El nombre Rea Silvia sugiere una deidad menor, una semidiosa de los bosques. Silva significa árboles o bosque, y Rea puede estar relacionado con res y regnum). Roma arde. Amulio mandó a un siervo a matar a los recién nacidos gemelos. Pero el siervo, los puso en una bolsa que dejó en el Tíber, para que fuesen arrastrados. Los gemelos fueron transportados por el río y arribaron a las orillas de un lugar que, curiosamente, las leyendas no especifican. Aquí fueron salvados por una loba, que los amamantó.

Esta loba, Luperca, aún es uno de los principales símbolos romanos.Y la leyenda dice: El príncipe Eneas, después de la caída de Troya, desembarcó en las costas italianas. Sus descendientes lejanos, los gemelos Rómulo y Remo fueron arrojados al río Tíber en una canastilla. Encontrados por una loba que los adopta y los amamanta, al poco tiempo unos campesinos los encuentran y adoptan, una vez adultos los gemelos fundaron una ciudad donde la loba los salvó pero después de una disputa por el poder, Rómulo mata a Remo y queda como el jefe absoluto nombrándola Roma.