Celebremos el día perdido en el tiempo

Cultura MayaLa cultura Maya se enaltece al celebrar hoy el Día Perdido en el Tiempo, es el momento de hacer un stop en el mundo automático y aprehender el significado real del tiempo.

A través de Moonmentum cada día transmito lo que considero mi filosofía de vida, lo que he aprendido y experimentado a través de vivir la vida, la historia y la magia que hay contenida en ella cada segundo que vivo.

Este día de gran trascendencia energética lo aplicaré en el mundo de la alimentación, porque no hay nada más cierto que esa frase que reza: “Tu eres lo que comes”.  Explicaré un poco lo que esto significa y su estrecha relación con respecto a la Luna y el Sol porque no podemos perder un día más en la inacción… Sabemos que los Mayas medían el tiempo a través de la observación de la Luna y el Sol…

sol y lunaLa Luna es la responsable de controlar las mareas, las aguas, es por ello que se siguen las fases lunares a la hora de sembrar o de pescar, bien sabemos que el elemento agua representa nuestras emociones; ahora bien, corporalmente la Luna rige nuestro tracto digestivo, el estómago. Reflexionemos un poco… Si nos alimentamos mal, es un claro indicio de desorden, de ansiedad, de descontrol, estas “emociones” afectan significativamente nuestra digestión haciendo que todo lo que hagamos entre en el mismo círculo vicioso, resultando como consecuencia que nos enfermemos, no concretemos o nos desmotivemos. Así que el requisito para llevar un control de las emociones es alimentarse sanamente. Dejando a un lado las dietas de “sufrimiento” y dándole al cuerpo todos los nutrientes para funcionar de manera óptima.

 El Sol por su parte es nuestra fuente de luz, de energía, pertenece al elemento fuego que simboliza la valentía, la voluntad, la acción y nuestra capacidad para crear. Astrológicamente, rige nuestra identidad, corporalmente controla el corazón, la sangre, la vista y la columna vertebral. Cuando perdemos la motivación y las ganas de seguir adelante, caemos en depresión y tendemos a ser más introspectivos, es una etapa de oscuridad, creando nuevamente un círculo vicioso hasta que pasa algo que nos haga reaccionar. Lo mejor que podemos hacer para Alimentar a diario nuestro espíritu y nuestra identidad, es respirar conscientemente y recibir los rayos del Sol al despertar.

Hoy quiero invitarles a buscar dentro de sí mismos su lado Sol y su lado Luna, y alimentarse en honor a su cuerpo físico, mental y espiritual.

¿Cómo hacerlo?

  1. Levántate con la salida del Sol… Observa cómo sale y llénate con su luz.
  2. Al ducharte, deja que el agua limpie tu ser, otorga pensamientos positivos a tu energía, puedes repetir “Yo soy luz…. Yo soy amor… Yo soy YO”.
  3. Al alimentarte (sanamente) haz una respiración profunda y agradece… Gracias, gracias, gracias.  No olvides comer maíz durante el día.
  4. Antes de dormir observa la Luna y sigue sus fases.
  5. Duerme las horas reglamentarias.

Hoy no olvides tomar infusiones de las barbas del maíz durante todo el día.

Ayer nos preparamos para las celebraciones, sembramos semillas de Luz, esa energía estará vigente éstos tres días de especial, así que te invito a seguir nuestra receta energética si aún no la has realizado. Mañana continuaremos con la celebración del Año Nuevo Maya… ¡No te lo pierdas!

Imágenes: mayaland-tierramaya.blogspot.com; construccionismosocial.net