Alimente su tradición.

1
471

vieirasHoy debe alimentarse y depurar el ambiente, es por ello que se recomienda comer Vieiras al ajillo, una exquisitez del mar que le ayudará a apropiarse de las energías. Y al aderezarlas con ajo, podrá limpiar y desintoxicar el cuerpo y el ambiente.

La imagen de la concha de las vieiras ha sido un objeto de diferentes símbolos a lo largo de la historia. Los más famosos símbolos comenzaron a encontrarse en escudos familiares ancestrales (Saturno), o como adorno de las armaduras medievales (Plutón). En años recientes, la Shell Oil Corporation ha construido su imperio bajo la imagen de una vieira (Venus).

Sin ir más lejos, la concha peregrina (Pecten jacobeaus) es utilizada como símbolo por los peregrinos en su camino hacia Santiago de Compostela (Júpiter), la razón es porque, al ser típico de las costas de Galicia, los peregrinos la llevaban a sus lugares de origen como prueba de que habían llegado hasta el final del viaje. La Vieira está dotada de glándulas genitales de ambos sexos en cada individuo, actuando unas veces como macho y otras como hembra (hermafrodita). ¡Vamos!, ¡el summum!

Las vieiras son deliciosas y hoy en día resultan muy prácticas, pues se encuentran ya limpias y listas para cocinar.

Mientras que, el ajo demuestra un gran poder energético descrito a lo largo de su historia y uso, pero las propiedades que le brinda a su salud son innumerables. En Grecia y Roma el ajo se consideró un potente afrodisíaco y en la época medieval se usó para librarse de brujas, vampiros y malos espíritus. En otros andares, durante la II Guerra Mundial se repartía entre los soldados para que tuvieran un remedio contra las heridas.

Alimento Recomendado: Vieiras (vieiras al ajillo), ajo.

Para tomar: Agua viva.

Nota: El agua viva es aquella que es pasada por un tinajero u oxigenada de un vaso a otro, procurando que el vaso sea de cerámica.

Vieiras gratinadas al ajillo
Receta para 2 personas

Vieiras al ajillo6 vieiras grandes
2 dientes de ajo
4 cebollas
3 cucharadas de pan rallado
3 cucharadas de aceite de oliva
Nuez moscada
Perejil
Pimienta
Sal

Preparación:

Pasos previos: pelar y picar los ajos; picar el perejil.

Limpie las vieiras, ábralas con un golpe de calor al horno y les quita las bolsas de tierra. A continuación, en una sartén caliente aceite y sofría las cebollas y los dientes de ajo. Salpimiente las vieiras, cúbralas con el sofrito anterior y espolvoréelas con el pan rallado, el perejil y una pizca de nuez moscada. Finalmente coloque las vieiras en una fuente refractaria y hornéelas a 190ºC durante 15 minutos. Sírvalas muy calientes.

Propiedades de los Alimentos:

La vieira es la concha de los peregrinos, de ahí su nombre en latín Pecten jacobeaus, se la reconoce fácilmente de la variedad europea o Pecten maximus, porque la vieira tiene la valva superior plana y su color más intenso así como el sabor más apreciado.

La vieira es un molusco, familia de las ostras y almejas y como ellos comparte su alto contenido en proteínas (100g aportan el 46% de la CDR de proteínas), hierro (17% de la CDR) y vitamina B12 (22% de la CDR) Además, aporta selenio antioxidante. Un poco de biología marina: las vieiras se alimentan de fitoplancton y partículas orgánicas en suspensión y son muy viajeras, no suelen fijarse en las rocas; nadan por sacudidas abriendo y cerrando con rapidez sus valvas, o reposan sobre el fondo sobre su valva inferior. Las vieiras son alimentos muy apropiados para deportistas, te ayudan a prevenir anemias y aportan proteínas a tus músculos, además tienen un bajo contenido en grasas y no contienen hidratos de carbono.

El ajo es quizás el remedio natural con mayores propiedades medicinales demostradas experimentalmente: Efecto hipotensor a dosis altas, fluidificante de la sangre – muy utilizado por personas que han padecido trombosis, embolias o accidentes vasculares-, hipolipemiante -disminuye el colesterol LDL, es decir el nocivo para el cuerpo-, antibiótico y antiséptico general, estimulante de las defensas, vermífugo, callicida… El ajo, ayuda a prevenir y curar todas las enfermedades de las vías respiratorias.

Tiene un alto contenido de fósforo y de azufre (por eso en la tradición popular se dice que aleja los malos espiritus), por eso se destaca como un sedante especial para los nervios.

Aconsejan comerlo crudo ya que cocido pierde más del 90% de su efectividad.

Algunas de sus propiedades describen que ayuda a prevenir y curar todas las enfermedades de las vías respiratorias, tiene un efecto hipotensor a dosis altas, actúa como fluidificante de la sangre, por ello es considerado como “remedio para el corazón”, es estimulante de las defensas, entre muchas otras. Aprópiese de todos sus beneficios y utilícelo como aderezo en sus preparaciones.

El ajo produce mal aliento y transpiración desagradable, sólo por un corto período de tiempo, es decir mientras se expulsan las toxinas acumuladas en el organismo, una vez liberadas éstas, ya no se despide mal olor, ni en el aliento, ni en la transpiración, ni siquiera en la orina y las deposiciones. Esto es debido a que ese olor desagradable que se atribuyen a los ajos, no es debido a los ajos propiamente dicho, sino a las toxinas acumuladas en el organismo que, al combinarse con los activos principios eliminadores del ajo, despiden ese olor desagradable.

Indicador energético 22