Hoy busca a la estrella castor en el cielo

observatorio1.1

observatorio1.1La estrella Castor representa a uno de los gemelos de Géminis. A pesar de que los vemos como un solo punto de luz, Castor en realidad consiste en tres pares de gemelos estelares, lo cual es un total de seis estrellas.

Cástor (α Geminorum / α Gem / 66 Geminorum / HIP 36850)1 es la segunda estrella más brillante de la constelación de Géminis después de Pólux (β Geminorum). Junto con ésta representa los dos gemelos celestiales que dan a la constelación de Géminis su nombre (Gemini en latín significa «los gemelos»). En 1678 se descubrió que Cástor es una binaria visual cuyas componentes, separadas unos 6 segundos de arco, tienen magnitudes aparentes de +2,91 y +1,96.

El nombre de Cástor, usado durante siglos para designar a α Geminorum, hace referencia al hermano mortal de los Dioscuros, gemelo de Pólux. Sin embargo, en la antigua Grecia esta estrella era conocida como Apollo (Ἀπόλλων), nombre que parece haber perdurado hasta los tiempos de John Flamsteed. En el dialecto dórico era Ἀπέλλων, término que ha dado lugar a las variantes Afelar, Aphellon, Apullum y Avellar.

La estrella también lleva el nombre árabe Al-Ras al-Taum al-Muqadim, literalmente «la cabeza del primer gemelo». No obstante, de acuerdo a Al Tizini, su primer nombre indígena fue Al Awwal al Dhirāʽ, «la primera en la garra / brazo»; hacía referencia a la figura celestial de un enorme león, Asad, representada por los nómadas del desierto.

En la antigua Babilonia Cástor señalaba la undécima constelación eclíptica, Mash-mashu-Mahrū, «el gemelo occidental». En China reconocían a esta estrella como Yin, que en la filosofía oriental es una de las dos fuerzas fundamentales, opuestas pero complementarias, que se encuentran en todas las cosas.

Nota: Esta información sólo es válida para el Hemisferio Norte.

¿Cuántas veces te detienes a observar lo que el cielo cada noche coloca en cartelera?… Recuerda el axioma que dice “Como es arriba… Es abajo”… El cielo y las estrellas no son un adorno… Son una realidad.

Observar nos conecta en un 30% con la energía del Universo.
Imitar lo observado  nos conecta en un 70% con la energía del Universo…
Emular lo observado nos convierte en la energía.

Fuentes: radiouniverso.org, es.wikipedia.org