La Linaza una esperanza de vida.

5
115

Linaza-linseed-linseed oilLa Linaza es una pequeña pero poderosa semilla que simboliza el poder de sanación, desarrollo y protección…  Ella trae empaquetada dentro de sus cáscaras nutrientes extraordinarios que han hecho que la American Cancer Society y La American Hearth Asociation la llamen “el súper nutriente”.

En los últimos años se ha publicado una gran cantidad de información acerca de los efectos curativos de la semilla de linaza molida. Los investigadores del Instituto científico para el estudio de la linaza de Canadá y de USA, han enfocado su atención en el rol de esta semilla en la prevención y curación de numerosas enfermedades degenerativas.

Las investigaciones y la experiencia clínica han demostrado que el consumo en forma regular de la semilla de linaza, previene o cura las siguientes enfermedades…

Cáncer: La semilla de linaza contiene 27 componentes anti-cancerígenos, uno de estos agentes es la Lignina. La semilla de linaza contiene 100 veces más que los mejores granos integrales. Se indica para el cáncer de mama, de próstata, de colon, de pulmón, etc., etc. Ningún otro vegetal  conocido hasta ahora iguala estas propiedades. Es un protector en contra de la formación de tumores. Sólo en el cáncer se recomienda combinar semilla de linaza molida con queso cottage bajo en calorías.

Control de peso: La linaza molida es excelente para bajar de peso, pues elimina el colesterol en forma rápida. Ayuda a controlar la obesidad y la sensación innecesaria de apetito, por contener grandes cantidades de fibra dietética, tiene cinco veces más fibra que la avena. Si deseas bajar de peso, toma una cucharada más por las tardes.

Consejo: En un vaso con agua vierte una cucharada de linaza y tres ciruelas pasas, déjalo toda la noche y tómalo al levantarte en ayunas.

Sistema digestivo: Es ideal para gastritis, el estreñimiento y la acidez estomacal. Lubrica y regenera la flora intestinal. Ayuda a la expulsión de gases gástricos. Es un laxante por excelencia. Previene la diverticulitis en las paredes del intestino. Elimina toxinas y contaminantes. La linaza contiene en grandes cantidades de los dos tipos de fibras dietéticas soluble e insoluble. Contiene más fibra que ningún grano. Previene o cura el cáncer de colon.

Sistema nervioso: Es un tratamiento para la  presión. Las personas que consumen linaza sienten una gran disminución de la tensión nerviosa y un sentimiento de calma. Ideal para personas que trabajan bajo presión. Mejora las funciones mentales de los ancianos, mejora los problemas de conducta (esquizofrenia). La linaza es una dosis de energía para tu cerebro, porque contiene los nutrientes que producen más neurotransmisores (reanimaciones naturales).

Sistema inmunológico: La linaza alivia alergias, es muy efectiva para el lupus. Contiene los aceites esenciales Omega 3, 6, 9 y un gran contenido de nutrientes que requerimos constantemente, hace que nuestro organismo se enferme menos, por ofrecer una gran resistencia a las enfermedades. Aporta grandes cantidades de rejuvenecedor, pues retiene el envejecimiento. La linaza es útil en el tratamiento de la anemia.

Sistema cardiovascular: Es ideal para acabar con la arteriosclerosis, elimina el colesterol adherido en las arterias, esclerosis múltiple, trombosis coronaria, alta presión arterial, arritmia cardiaca, asma, incrementa las plaquetas en la sangre. Previene la formación de coágulos sanguíneos. Es excelente para regular el colesterol malo. El uso regular de linaza disminuye el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares. Una de las características ÚNICAS de la linaza es que contiene una sustancia llamada prostaglandina, la cual regula la presión de la sangre y la función arterial, además que juega un importante papel en el metabolismo del calcio y energía.

El Dr. J. H. Vane, ganó el premio Nobel de Medicina en 1962 por descubrir el metabolismo de los aceites esenciales Omega 3 y 6 en la prevención de problemas cardiacos.

Enfermedades inflamatorias: El consumo de linaza disminuye las condiciones inflamatorias de todo tipo. Se refiere a todas aquellas enfermedades terminadas en «TITIS»,  tales como: gastritis, hepatitis, artritis, colitis, amigdalitis, meningitis, etc.

Retención de líquidos: El consumo regular de linaza, ayuda a los riñones a excretar agua y sodio. La retención de agua (Edema) acompaña siempre a la inflamación de tobillos, alguna forma de obesidad, síndrome pre-menstrual, todas las etapas del cáncer y las enfermedades cardio-vasculares.

Sistema sexual: Algunos médicos han encontrado que el aceite contenido en la linaza es el afrodisíaco natural. La causa física más común de impotencia y frigidez física se debe a un bloqueo de la circulación sanguínea en las arterias de la pelvis. La solución es limpiar las arterias en general, lo cual se puede lograr con el consumo de linaza. Corrige algunos casos de esterilidad y peligro de aborto. Se recomienda el consumo de linaza durante el embarazo para que este sea menos problemático y el niño nazca saludable. Aminora notablemente los bochornos de la menopausia.

Condiciones  de  la  piel  y cabello: Con el consumo regular de semillas de linaza notarás cómo tu piel se vuelve más suave y aterciopelada, es útil para la piel seca y piel sensible a los rayos del sol. Es ideal para problemas en la piel, tales como: psoriasis y eczema. Se recomienda también como mascarilla facial para una limpieza profunda del cutis. Acaba con el paño, manchas, acné, espinillas, etc. Es excelente para la calvicie. Esta es una buena noticia para quienes sufren de calvicie. También es útil en tratamiento de la caspa.

Consejo: Úsala como jalea para fijar y NUTRIR tu cabello, ya no uses vaselina que dañan tu cuero cabelludo y tu cabello.

Diabetes: El consumo regular de linaza favorece el control de los niveles de azúcar en la sangre. Esta es una excelente noticia para los insulino-dependientes.

Vitalidad física: Uno de los más notables signos de mejoramiento debido al consumo de linaza es el incremento progresivo en la vitalidad y en la energía. La linaza aumenta el coeficiente metabólico y la eficacia en la producción de energía celular. Los músculos se recuperan de la fatiga del ejercicio.

Puedes preparártela de la siguiente manera:

  • Dos cucharadas soperas por día, las pulverizan en el procesador, se mezcla en un vaso de jugo de fruta, o bien sobre la fruta, con la avena, yogurt en el desayuno o en el almuerzo. La pueden tomar personas de todas las edades (niños, adolescentes y ancianos). Inclusive mujeres embarazadas.
  • Infusión (té) de linaza.

Es importante que cuando degustes este alimento lo hagas con “Presencia”, logrando así apropiarte no solo de su energía física sino también de su energía emanente.

No olvides recomendarla para algunos, esto puede significar una gran esperanza.

Sin duda ¡Un súper nutriente!

Fuente: Internet
Foto cortesía de: lovefood.com