Samantha Smith

Samantha Smith

Samantha-SmithEn 1982 una inusual carta llego a las manos de Yuri Andropov, quien fuera máximo dirigente de la Unión Soviética y secretario general del Partido Comunista de la Unión Soviética desde 1982 hasta su muerte, ocurrida en 1984; y quien fuera presidente de la KGB desde 1967 hasta 1982.

La sencilla carta con planteamientos sinceros y directos decía en forma breve:

“Estimado Sr. Andropov:

Me llamo Samantha Smith. Tengo diez años de edad. Felicitaciones por su nuevo trabajo. Estuve preocupada pensando en la posibilidad de que Rusia y los Estados Unidos se involucren en una guerra nuclear. ¿Votará por la guerra o no? Si no, por favor cuénteme cómo ayudará a evitar una guerra.

Esta pregunta no la tiene que responder, pero me gustaría saber por qué quieren conquistar el mundo o al menos nuestro país. Dios hizo el mundo para que viviéramos juntos en paz y no para pelear.

Atentamente, Samantha Smith”.

Smith-1-251x300La niña Samantha Smith, de la escuela elemental de Maine, USA. Hija de un profesor de literatura y una asistente social, ya había dado un paso adelante en las relaciones internacionales a los cinco años le escribió una carta a la reina Isabel II del Reino Unido para decirle que le caía simpática.

En esta ocasión su carta fue publicada por el diario Pravda de la Union Soviética el, y el 25 de abril de 1983 llego la respuesta del mismo Andropov.  En ella reconocía su valor por escribir y enviar la misiva, luego le explicaba que era su intencio y la de los soviéticos evitar una guerra. Que apesar de tener armas nucleares la intención era jamás utilizarlas, y por sobre todo, alcanzar la paz de los pueblos.

Final mente la invito a conocer la unión soviética, Su pueblo, su gente y sus costumbres, para que entendiera la forma de pensar de su gente.

Smith, y sus padres fueron a Moscú, pasando allí dos semanas como invitados de Andropov, quien no pudo verla personalmente por causa de su estado de salud complicado en esos días, aun cuando sostuvo una conversación telefónica con él.

Así se convirtió Samanta en símbolo de Paz, su grito de alegría al partir de la Union Sovietica es un mensaje de esperanza para el mundo «Будем жить!» (Vamos a vivir!).

Murio prematuramente a la edad de 13 años víctima de un accidente aéreo.

Samantha Smith – In memoriam

Samantha Smith The Letter

Samantha Smith dies in a plane crash. 1985

Samantha Smith says Goodbye to Moscow.