Voltaire

0
585

ValtaireFrançois-Marie Arouet, Voltaire o, nació en 1694 en París, Francia, a lo largo de sus 83 años de vida, Voltaire escribió numerosas obras filosóficas, de historia y obras de teatro, es considerado junto a Montesquieu, Locke, Rousseau y otros, uno de los más grandes nombre de la Ilustración francesa.

Fue el último de los cinco hijos de François Arouet y Marie Marguerite d’Aumary. Su madre de una noble familia de la provincia de Poitou-Charentes, falleció cuando tenía siete años. En 1704, estudió latín y griego en el colegio jesuita Louis-le-Grand durante los últimos años del reinado de Luis XIV y allí trabó amistad con los hermanos René-Louis y Marc-Pierre Anderson, futuros ministros del rey Luis XV.

Es conocido como defensor de la libertad religiosa, el libre comercio, las libertades civiles, la reforma social. También estuvo luchando contra las limitaciones de la censura, el dogma religioso, la intolerancia y las instituciones de su tiempo. Sus obras, y las obras de sus compañeros escritores de la Ilustración, influenciado tanto la revolución francesa y las revoluciones americanas.

Voltaire era el más joven de cinco hijos, después de haber estudiado en él Collège Louis-le-Grand, decidió convertirse en escritor, contra la voluntad de su padre, que quería verlo como un notario. Este desacuerdo con su padre fue un conflicto que estuvo muy presente su adultez temprana.Fingió estar trabajando como asistente de notario en París, mientras que en realidad estaba escribiendo, y cuando su padre se enteró, fue enviado a estudiar derecho. Más tarde, su padre le encontró trabajo como secretario del embajador francés en Holanda, donde Voltaire se enamoró de una refugiada protestante francesa de nombre Catherine Olympe Dunoyer, expulsado de su empleo  y una vez más fue obligado por su padre a volver a París.

Voltaire también desarrolló una relación tensa con las autoridades de la época a través de sus puntos de vista críticos sobre la intolerancia religiosa y las prácticas gubernamentales en general. Sus puntos de vista le costaron varios encarcelamientos y destierros. En una de esas ocasiones, en la Bastilla, escribió su primera obra de teatro titulada Edipo, un éxito que selló su reputación. También fue después de su tiempo de estancia en la Bastilla que François-Marie Arouet adoptó el seudónimo de Voltaire, una mezcla de un anagrama latinizada de su nombre y las letras iniciales de «el más joven» (le jeune). La adopción del nombre de Voltaire es visto como una ruptura con su pasado, especialmente de su familia.

En 1725, tras un intercambio insultos con el noble francés Chevalier de Rohan, Voltaire fue encarcelado, incierto en cuanto a la duración de la pena, sugirió su propio exilio en Gran Bretaña. En Gran Bretaña, donde Voltaire pasó sus próximos tres años, tenía curiosidad acerca de la relativa libertad de expresión y de religión del país de Shakespeare, así como su monarquía constitucional, a diferencia de la monarquía absoluta de los franceses.

Sus tres años en Gran Bretaña dieron como resultado una colección de ensayos llamados Lettres sur les Anglais Philosophiques (Cartas filosóficas sobre el Inglés) dado a conocer en su regreso a París, lo que provocó la indignación por su defensa del sistema británico en lugar del francesa, y Voltaire fue de nuevo obligados a huir.

Esta vez fue al castillo de Cirey, cerca de París, donde inició una relación con una mujer casada, Émilie du Châtelet, que duraría 15 años. La marquesa tenia debía una gran colección de libros, ella y Voltaire estudiaron juntos la ciencia natural experimental, la física, la historia y la filosofía.

El Ensayo de Voltaire Eléments de la philosophie de Newton (Elementos de la filosofía de Newton), fue probablemente escrito en colaboración con la marquesa, y es visto como el trabajo que se hizo accesible la teoría gravitacional de Newton. También fue en Cirey Châteu de que Voltaire escribió su Ensayo sobre la Guerra Civil en Francia, que es uno de sus primeros trabajos para atacar lo que él vio como la intolerancia de los establecimientos religiosos, así como proponer la separación de la iglesia y el estado.

Aburrido en la vida en el castillo y enamorado de su sobrina, Voltaire decidió regresar a París. El rey Federico el Grande, y admirador de la obra de Voltaire, lo invitó a Potsdam y le ofreció un sueldo considerable. En Potsdam Voltaire escribió tal vez una de las primeras novelas de ciencia ficción en la que participaron representantes de otros planetas en busca de los seres humanos en la tierra. Pero su tranquilidad no duró mucho.

A raíz de una controversia con Maupertuis, el presidente de la Academia de Ciencias de Berlín, Voltaire fue prohibido por Federico el Grande y se fue a París, donde fue nuevamente prohibido, esta vez por el rey Luis XV. Finalmente llego en Ginebra, donde compró una finca grande, llamada Les Délices. En Ginebra no duró mucho ya que las actuaciones de las leyes locales prohíben el teatro ya fines de 1758 se traslada a Ferney, al otro lado de la frontera con Francia, donde escribió Candide, ou l’Optimisme (Cándido o el optimismo), un satírico trabajo de la filosofía de Leibniz, que es conocido por ser una de sus más grandes obras.

En 1764, todavía en Ferney, publicó Dictionnaire philosophique, su obra filosófica más importante. Al mismo tiempo, Voltaire se hizo cada vez más activo en la defensa de las personas injustamente perseguidos por la iglesia.

Después de 20 años fuera de París, Voltaire finalmente resolvió volver a ver el estreno de su última tragedia Irene. Pero un viaje de cinco días era una empresa demasiado tortuosa para un hombre envejecido y Voltaire, que moriría pronto, escribió las palabras de despedida  “Muero adorando a Dios, amando a mis amigos, no odiando a mis enemigos y detestando la superstición”.

Sin embargo sobrevivió y logró asistir a la actuación de Irene, sólo para morir dos meses después, el 30 de mayo de 1778. En su segunda despedida dijo: «Por el amor de Dios, déjame morir en paz». Se le negó un entierro apropiado por la iglesia pero sus amigos lograron darle sepultura en la abadía de Scellières.

En Julio 11 de 1791, la Asamblea Nacional, que lo veía como uno de los precursores de la revolución francesa, hizo que su cuerpo fuera trasladado al Panteón de París, en una procesión que atrajo un estimado un millón de personas.

Voltaire en sus escritos de historia desafió la concepción común en la época que trato la historiografía como grandes acontecimientos políticos, militares y diplomáticos. En su lugar destacado en la historia la cultura, las artes, las ciencias y las costumbres.

Es conocido por ser el primer pensador que trato de escribir una historia del mundo sobre la base de los hechos culturales, políticos y económicos que rechazan cualquier tipo de marco teológico. Las obras de Voltaire sobre la historia, sobre todo la época de Luis XIV (1751), y Ensayo sobre las costumbres y el Espíritu de las Naciones (1756) ayudó a desviar la historiografía de la narración de grandes hazañas realizadas por el hombre grande, de las guerras, y de eurocentrismo.

Voltaire fue también una crítico feroz de las tradiciones religiosas, pero eso no quiere decir que él se oponía a la idea de un ser supremo. Su entendimiento de Dios era deísta, razonó que la existencia de Dios era una cuestión de la razón y la observación más que de la fe. En sus palabras, «Es perfectamente evidente, en mi opinión de que existe un ser necesario, eterno, supremo e inteligente. Esto no es una cuestión de fe, sino de la razón». Por lo tanto, a favor de un entendimiento de Dios más allá de la religión institucionalizada y defendida, en el Tratado sobre la tolerancia (1763), dice que todos los hombres son hermanos, independientemente de la religión, ya que son la misma criatura creada por el mismo Dios.

En cuanto a la esclavitud, Voltaire fue por un lado y otro duramente criticado, junto con sus colegas filósofos Guillaume Thomas Raynal , Denis Dideroty y Buffon, especuló y trató de explicar que las diferentes razas tenían orígenes diferentes y, a veces parecía dudar que los negros poseían la misma inteligencia que los blancos. También ha sido acusado como un anti-semita, aunque la mayoría de sus críticas son en realidad estaban dirigidas a la religión como tal y la Biblia, en lugar de judaísmo en específico.

Voltaire también escribió obras de teatro, prosa y poesía. Su obra más famosa es Edipo, una adaptación de Edipo Rey, de Sófocles, donde trató de racionalizar las motivaciones de los personajes de la obra original. Sus obras poéticas más importantes son Henriade y La doncella de Orleans, a pesar de que los críticos señalan que sus piezas menores son de una calidad superior. En Cándido, su obra en prosa más famosa, Voltaire desarrolla una crítica de Gottfried Wilhelm Leibniz filosofía  de optimismo metafísico a través del ingenuo protagonista Cándido, que después de un mal comienzo rechaza optimismo metafísico.

Voltaire (Documental en inglés)

Voltaire

Voltaire – La Hora de José Mota

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí