Enero

EneroLleva ese nombre en honor del Dios Jano, patrono de los principios y de los fines, de dos caras, conocedor del pasado y del futuro. No en vano es llamado Jano, el Dios romano de las puertas y los comienzos.

Enero era el undécimo mes en el antiguo Calendario Romano,  pero en el siglo I antes de Cristo, con la reforma de Julio César, pasó a ser el primero. Su símbolo era una cabeza de dos caras, mirando al Este y al Oeste (por donde sale y se pone el sol).