En un día como hoy

El 10 de Diciembre es el 345 día del año por ser un año bisiesto. Quedan 21 días para finalizar el año.

Especial

En un día como hoy…

Murió Alfred Nobel, inventor y químico sueco. De sus más de 350 patentes, su invento más famoso es la dinamita. Es recordado principalmente por los premios que llevan su nombre.

Nobel acumuló una enorme riqueza, pero también cierto complejo de culpa por el mal y la destrucción que sus inventos pudieran haber causado a la Humanidad en los campos de batalla. La combinación de ambas razones le llevó a legar la mayor parte de su fortuna a una sociedad filantrópica –La Fundación Nobel–, creada en 1900 con el encargo de otorgar una serie de premios anuales a las personas que más hubieran hecho en beneficio de la Humanidad.

Nobel nació en una familia de ingenieros; a los nueve años de edad su familia se trasladó a Rusia, donde él y sus hermanos recibieron una esmerada educación en ciencias naturales y humanidades. Pasó gran parte de su juventud en San Petersburgo, donde su padre instaló una fábrica de armamento que quebró en 1859.

Regresó a Suecia en 1863, completando allí las investigaciones que había iniciado en el campo de los explosivos completando más de 350 patentes: en 1863 consiguió controlar mediante un detonador las explosiones de la nitroglicerina (inventada en 1846 por el italiano Ascanio Sobrero); en 1865 perfeccionó el sistema con un detonador de mercurio; y en 1867 consiguió la dinamita, un explosivo plástico resultante de absorber la nitroglicerina en un material sólido poroso (tierra de infusorios o kieselguhr), con lo que se reducían los riesgos de accidente (las explosiones accidentales de la nitroglicerina, en una de las cuales había muerto su propio hermano Emilio Nobel y otras cuatro personas, habían despertado fuertes críticas contra Nobel y sus fábricas).

Aún produjo otras invenciones en el terreno de los explosivos, como la gelignita (1875) o la balistita (1887). Nobel patentó todos sus inventos y fundó compañías para fabricarlos y comercializarlos desde 1865. Sus productos fueron de enorme importancia para la construcción, la minería y la ingeniería, pero también para la industria militar.

En su testamento firmado el 27 de noviembre de 1895 en el Club Sueco-Noruego de París, Nobel instaura con su fortuna un fondo con el que se premiaría a los mejores exponentes en la Literatura, Fisiología o Medicina, Física, Química y la Paz. Un ataque cardíaco le causó la muerte cuando estaba en su hogar en San Remo, Italia, el día 10 de diciembre de 1896.

Se calcula que su fortuna en el momento de su muerte era de 33.000.000 coronas, de las que legó a su familia apenas 100.000 coronas. El resto fue destinado a los premios Nobel. En su honor llamaron a un asteroide (6032) Nobel.

Poco conocido es que a su muerte se descubrió que también era autor de una obra titulada Némesis, en la que pueden leerse frases como que quienes conocen a los curas de Roma “saben que ningún vicio les es ajeno y ninguna inocencia sagrada”, o que la justicia de Dios “es la más ridícula de todas las fábulas”.

Páginas y más páginas del mismo cariz se suceden en esta obra, situada en la Roma del siglo XVI sobre fondo de violación, incesto y de desprecio por “las verdades cristianas”, e inspirada en un suceso también tratado por Dumas, Shelley o Stendhal. En ella, el brutal Francisco Cenci es el jefe tiránico de una poderosa familia. Su hija le hará asesinar para vengarse de haberla violado. Detenida y condenada, será ajusticiada en 1599.

Para la idea que el público tenía de alguien tan conocido y que nunca renegó de su educación luterana, el descubrimiento de la obra, de un anticlericalismo sorprendente, habría supuesto una verdadera sorpresa.

De modo que, a su muerte, un pastor sueco de paso por París la hizo desaparecer. Un solo volumen se salvó, que hoy está custodiado en los Archivos Nacionales de Suecia. Traducida al francés en 2008 (Les Belles Lettres), nada sin embargo se sabe de los motivos que llevaron a Alfred Nobel a tales conclusiones sobre la religión

Acontecimientos

1041 – En Bizancio, Miguel V es coronado Emperador.

1508 – La Liga de Cambrai fue una coalición contra la República de Venecia, organizada en los dos tratados firmados en la ciudad francesa de Cambrai. La liga de Cambrai fue una de las importantes alianzas insertas en las guerras italianas.

1817 –  El actual Misisipi, fue elevado a la categoría de Estado.

1859 –  Se libra, dentro de la Guerra Federal la “Batalla de Santa Inés”, en la población homónima, en el Estado Barinas (Venezuela), en la cual triunfaron los federalistas al mando del general Ezequiel Zamora.

1879 –  El Isolda (asteroide 211) es descubierto por Johann Palisa.

1898 –  Al finalizar la Guerra Hispano-Estadounidense se firma el Tratado de París, por el que España deja el dominio sobre Cuba, Puerto Rico y Filipinas, los últimos restos de su imperio.

1901 –  Se lleva a cabo la primer entrega oficial de los Premios Nobel en Estocolmo y Oslo.

1948 –  Se aprueba la Declaración Universal de los Derechos Humanos, por parte de la ONU en París.

1981 – La Masacre del Mozote es el nombre que reciben un conjunto de masacres contra población civil cometidos por el Batallón Atlacatl de la Fuerza Armada de El Salvador, durante un operativo de contrainsurgencia, realizado los días 10, 11 y 12 de diciembre, en los cantones (aldeas) de El Mozote, La Joya y Los Toriles, en el norte del departamento de Morazán, en El Salvador.

1983 –  Raúl Alfonsín asume como presidente de Argentina, recuperando las instituciones democráticas del país.

Nacimientos

1771 –  Dámaso Antonio Larrañaga, político, naturalista y religioso uruguayo.

1815 –  Ada Lovelace, primera programadora computacional.

1830 –  Emily Dickinson, poetisa estadounidense. Cuya poesía apasionada ha colocado a su autora en el reducido panteón de poetas fundacionales estadounidenses que hoy comparte con Edgar Allan Poe, Ralph Waldo Emerson y Walt Whitman.

1851 –  Melvil Dewey, fundador de la bibliotecología moderna. Creador del Sistema Dewey de clasificación bibliográfica.

1902 –  Dulce María Loynaz, escritora cubana. Su obra la hizo merecedora del Premio Cervantes (Nobel de las letras hispanas).

1920 – Clarice Lispector, escritora brasileña. Considerada una de las más importantes escritoras brasileñas del siglo XX.

1934 –  Howard M. Temin, biólogo estadounidense, Premio Nobel de Medicina en 1975.

Fallecimientos

1198 –  Averroes, filósofo hispano-árabe.

1603 –  William Gilbert, Físico inglés.

1831 –  Thomas Johann Seebeck, físico alemán. Descubrió el efecto termoeléctrico.

1896 – Alfred Nobel, inventor sueco, famoso por los premios que llevan su nombre.

1909 –  Red Cloud (Nube Roja), jefe de los sioux oglala.

1936 –  Luigi Pirandello, escritor italiano, Premio Nobel de Literatura en 1934.

1951 –  Algernon Blackwood, escritor británico de cuentos fantásticos. Uno de sus relatos, Los sauces, se considera una de las mejores historias sobrenaturales jamás escritas.

1966 –  Gregorio López y Fuentes, escritor mexicano.

1968 – Thomas Merton, escritor y poeta religioso francés.  Está considerado como uno de los escritores sobre espiritualidad más influyentes del siglo XX.

2006 –  Augusto Pinochet, militar, político y dictador chileno.

2010 – John B. Fenn, químico y catedrático estadounidense, Premio Nobel de Química en 2002.

Fiestas

Día de los Derechos Humanos.

Día Internacional de los Derechos Animales.