Ritual de Año Nuevo

0
190

Gráfico de año nuevo

El 21 y el 25, al igual que hoy, han estado protagónicos los arquetipos, mucho más que las emociones o actitudes.

La razón es que los arquetipos tienen como origen nuestra memoria genética, son un manual de instrucciones que tenemos para funcionar como colectivo independiente de la cultura o la situación. Tras la aparente diversidad de modos de organización social y comportamiento humano, se encuentra una remarcable uniformidad.  Conductas de este tipo son el apego, la atracción sexual, el cortejo, la afiliación social, la amistad, la competencia por los recursos, el baile, los deportes, etc.

Hoy, día del año nuevo, sucede un fenómeno muy interesante y único en el tiempo que tenemos desarrollando este diagnóstico: La masa crítica y las condiciones planetarias tienen un punto de encuentro, en el que podemos fundir ambas mareas y generar una increíble corriente que nos impulse en la dirección que le demos.

Es muy importante que demos nosotros esa dirección, pues los arquetipos de este momento tan crucial se agrupan en varios bandos. Por un lado tenemos el Ego, el Animus y la Sombra que nos imbuyen con un grito primal de fuerza y por el otro tenemos al Viejo Sabio, la Cuaternidad y el Maná, brindando aprendizajes importantes que pondrán en concierto el espíritu y la mente.

Pero el equilibrio exige una contra parte, está el Regente, el Heraldo, el Orden, el Destino, el Tecnócrata y la Guerra fría, todas operando con un solo propósito en común, utilizar el orden natural de las cosas para dirigir a las masas a un destino de su escogencia, re-creando al mundo a su propia imagen y semejanza.

Por buena fortuna hoy está activo por primera vez el arquetipo del Creador, aquel que dio luz en su primer momento al Universo, y aquellos que conectemos con el estaremos protegidos y amparados de cualquier esfuerzo de la sombra, dirigiéndonos con entusiasmo al logro de todo lo que proyectemos para el año entrante y dejando atrás el peso que nos evitó volar.

Ritual de Año Nuevo
Por: moonmentum.com.

1.  Despiértese el 31 de Diciembre a las 5:20 am VET (4:50 am EST), estírese y utilice su televisión o el internet para ver la primera celebración de año nuevo en las islas de Kiribati, también conocidas como las islas de Navidad.

2.  Organice sus pensamientos, sentimientos y razonamientos mientras espera la salida del sol, aprovechando el estado Alpha de su mente. Es muy importante que esté consciente que hoy hay un eclipse de luna, los cuales son para soltar y cerrar ciclos, dispóngase a abandonar malos hábitos, dependencias, a tomar la resolución de hacer ese cambio que tanto ha deseado y hoy tendrá todo el apoyo del Universo. No se concentre en lo que quiere, eso lo hizo el 21 y el 25, concéntrese en lo que ya no quiere en su vida para esta nueva etapa de su vida.

3.  Levantase de su cama con la salida del sol (para revisar la hora exacta… haz click aquí), salúdelo y salúdese a sí mismo, dándose los buenos con días con la mejor de sus sonrisas.

4.  Este presente (viendo en televisión o internet) durante la celebración de año nuevo en los diferentes usos horarios del mundo, puede revisar en qué momento se celebra año nuevo en este enlace.

5.  En el momento en que sienta el primer fuego artificial, con ese sonido en la mente prenda un velón o un sirio que se pueda mantener encendido a lo largo del día.

6.  Al encender la luz, dele un comando, y diga porque la encendiendo. Ese porque viene de su pensamiento, sentimiento y razonamiento.

7.  Coloque la vela en un lugar donde este encendida hasta que se hagan los Feliz Año en todo el planeta, y procure a lo largo del día sintonizar a través de los diferentes medios el momento donde están sonando las campanas en los diferentes lugares del planeta, con un sentimiento de celebración, empatía y comunión con todos los seres vivos.

8.  A la media noche en el lugar donde usted se encuentre, antes de dar el feliz año a otros, concéntrese en su corazón y en la llama de luz de la vela que contiene la magia del planeta y con un sentimiento de agradecimiento y plenitud dé el Feliz Año al mundo.

9.  El 1 de enero, los romanos celebraban la fiesta de su dios Jano, un dios que tenía dos caras mirando en direcciones opuestas, de ahí se origina el nombre de enero (January). Para conectar con Jano, este día debe de trabajar en alguno de los sueños que manifestó el 21, abriendo así la puerta a un nuevo principio.

Exceso de Energía en el Universo… la energía es combustible… ¡OJO!

Alta contaminación en el ambiente.