“Robo Aplicado”

0
221

“Robo Aplicado”Picasso, nuestra semilla de hoy…  decía: “Los buenos artistas copian, los grandes roban.”, por supuesto él se refería a robarle al Universo sus secretos escondidos.

Tantos planetas en el signo escorpio dan fuerza a esta afirmación.

Todo lo que te rodea tiene múltiples usos, no te quedes con lo que te enseñaron. La vida también espera más de ti.

En las islas de micronesia y en particular en lo que eran conocidas como las Nuevas Hebrides, hoy Vanuatu, surgió un fenómeno interesante: El culto al cargamento.

Durante la segunda guerra mundial, los americanos establecieron un centro de reabastecimiento en la ciudad de Tanna en Vanuatu, trayendo con sus aviones enormes cantidades de cargamento con alimentos, medicinas, uniforme, ropa, etc.

Las tropas, en su afán por establecer una relación amistosa con la población local, ofrecieron sus alimentos, suministraron atención médica regalaron vestimentas y calzados.

Un par de años más tarde, la guerra había terminado y el centro de reabastecimiento ya no era necesario, las tropas recogieron sus cosas y se fueron, dejando la población local como la encontraron.

La población que no entendía las razones de su repentina y efímera buena fortuna… hicieron aviones de paja, cavaron largas “pistas de aterrizaje” y hacían mímicas de marchas militares con palos de bambú pintados en la forma de rifles; todo con las esperanzas que el cargamento volviera.

Picasso decía que los buenos artistas imitaban, mientras que los grandes robaban, esto es una manifestación moderna del culto al cargo, personas que no entienden el razonamiento tras una idea y tan solo la imitan… comportándose igual a quienes hacen aviones de paja esperando que vuelvan las tropas; Para ser realmente grande hay que entender las “ideas detrás de las ideas” , buscar las razones, cavar en las profundidades de lo que ves para entender sus secretos y así poder hacerlos tuyos en todo sentido, haciendo como Picasso decía: “robando”.

Hoy, te invitamos a ver más allá de lo aparente, entendiendo los razonamientos detrás de las cosas, evitando caer en la simple mímica de lo no comprendido.

  • Olvida la “urgencia” de mentira y reconoce la real.
  • Tómate las cosas a su paso natural, permitiéndote entender los secretos detrás de lo que ves.
  • Escucha la Frecuencia 528 Hz para reparar el ADN.

Día revelador.