Fórmula: Utilice la asimilación como una herramienta

LunaNueva de CapricornioAcuario = transición, asimilación +Sol de Escorpio a Sagitario=  transición + Mercurioen Sagitario = Portal + Marte OposicionLilith Cuadratura Venus= estrés, magnetismo animal  +SaturnoCuadratura plutondirecto=  clonación + plutondirecto en Capricornio = nuevo orden mundial.

Interpretación de la Fórmula:

Asimilación + portal + estrés, magnetismo animal + clonación + nuevo orden mundial.1

Filósofos del ciberespacio anuncian uno de los últimos estadios del universo, la noosfera, habitada por una forma evolucionada del ser humano: el Homo Cyber.

NOOSFERA (de Noos, espíritu).- Envoltura pensante de la Tierra. Se hace progresivamente más densa a causa del aumento e hombres, de la calidad de su espíritu y de las relaciones entre ellos.

Históricamente, desde el tiempo de Platón  y Aristóteles hasta finales del siglo XIX (revolución industrial) se ha mantenido que la fisiosfera, biosfera y noosfera eran una manifestación continua e interrelacionada del Espíritu (Neumasfera), una Gran Cadena del ser, que alcanzaba de manera perfecta, continua e ininterrumpida desde la materia a la vida, la mente, el alma y el espíritu.

Según Arthur Lovejoy, de la Universidad de Harvard, los distintos teóricos de la Gran Cadena del ser han mantenido tres puntos esenciales:

1º. Todo fenómeno –todas las cosas y hechos, personas, animales, minerales, plantas – son manifestaciones de la superabundancia y plenitud del espíritu, de tal forma que éste está intrínsecamente entretejido en cada uno y en todos ellos, y así, como decía Platón, incluso el mundo natural es “un Dios visible y sensible”;

2º. Por tanto, no hay “brechas” en la naturaleza, no hay eslabones perdidos, no hay dualismos insalvables porque cada cosa está entretejida con las demás (el continuum del ser); y

3º. El continuum del Ser, sin embargo, muestra graduaciones de complejidad porque hay diversos emergentes que aparecen en algunos niveles y no en otros (los lobos pueden correr, las rocas no).

La Gran Cadena del Ser ha sido la filosofía oficial, más o menos comprendida o  explícita, de la mayor parte de la humanidad civilizada a lo largo de la mayor parte de la historia; y además ha sido la visión del mundo de la que han participado, en sus diversas formas, la mayor parte de las mentes especulativas sutiles y de los grandes maestros religiosos (tanto orientales como occidentales).2

La energía protagónica del día es la entrada del Sol en el signo de Sagitario,

Si aprendemos a leer entre líneas podemos utilizar la fuerza del día para lograr autonomía.

Fuerza y énfasis a los que piensan a los que guían a los que orientan.

Semáforo

Luz Roja: a la prisa.

Luz amarilla: al stress3.

Luz verde: a la deducción.


1 (Aún vigente… las Energías del Universo no son como las noticias de los periódicos, ellas permanecen para crear historia… el secreto está en no convertirnos en reporteros o simples lectores o peor aun en marionetas de las circunstancias sino en catalizadores de las mismas)

2 Este texto es el borrador de la conferencia que impartió el maestro Dokushô Villalba en el marco del Encuentro Ecología y Espiritualidad, celebrado desde el 21 al 23 de Julio del 2000 en La Gomera (Islas Canarias)

3 Hans Selye M.D.

Autor del libro “La Tensión en la vida (el stress)“

Libro dedicado a aquellos que no temen disfrutar de la tensión de una vida plena, a los que no son tan simples como para pensar que pueden VIVIR sin realizar esfuerzo.

Filósofos del ciberespacio anuncian uno de los últimos estadios del universo, la noosfera, habitada por una forma evolucionada del ser humano: el Homo Cyber.

NOOSFERA (de Noos, espíritu).- Envoltura pensante de la Tierra. Se hace progresivamente más densa a causa del aumento e hombres, de la calidad de su espíritu y de las relaciones entre ellos.

Históricamente, desde el tiempo de Platón  y Aristóteles hasta finales del siglo XIX (revolución industrial) se ha mantenido que la fisiosfera, biosfera y noosfera eran una manifestación continua e interrelacionada del Espíritu (Neumasfera), una Gran Cadena del ser, que alcanzaba de manera perfecta, continua e ininterrumpida desde la materia a la vida, la mente, el alma y el espíritu.

Según Arthur Lovejoy, de la Universidad de Harvard, los distintos teóricos de la Gran Cadena del ser han mantenido tres puntos esenciales:

1º. Todo fenómeno –todas las cosas y hechos, personas, animales, minerales, plantas – son manifestaciones de la superabundancia y plenitud del espíritu, de tal forma que éste está intrínsecamente entretejido en cada uno y en todos ellos, y así, como decía Platón, incluso el mundo natural es “un Dios visible y sensible”;

2º. Por tanto, no hay “brechas” en la naturaleza, no hay eslabones perdidos, no hay dualismos insalvables porque cada cosa está entretejida con las demás (el continuum del ser); y

3º. El continuum del Ser, sin embargo, muestra graduaciones de complejidad porque hay diversos emergentes que aparecen en algunos niveles y no en otros (los lobos pueden correr, las rocas no).

La Gran Cadena del Ser ha sido la filosofía oficial, más o menos comprendida o  explícita, de la mayor parte de la humanidad civilizada a lo largo de la mayor parte de la historia; y además ha sido la visión del mundo de la que han participado, en sus diversas formas, la mayor parte de las mentes especulativas sutiles y de los grandes maestros religiosos (tanto orientales como occidentales).[2]

La energía protagónica del día es la entrada del Sol en el signo de Sagitario,

Si aprendemos a leer entre líneas podemos utilizar la fuerza del día para lograr autonomía.

Fuerza y énfasis a los que piensan a los que guían a los que orientan.


[1] (Aún vigente… las Energías del Universo no son como las noticias de los periódicos, ellas permanecen para crear historia… el secreto está en no convertirnos en reporteros o simples lectores o peor aun en marionetas de las circunstancias sino en catalizadores de las mismas)

[2] Este texto es el borrador de la conferencia que impartió el maestro Dokushô Villalba en el marco del Encuentro Ecología y Espiritualidad, celebrado desde el 21 al 23 de Julio del 2000 en La Gomera (Islas Canarias)